lunes, 2 de febrero de 2015

"Son tan tristes los campos" .-


Son tan tristes los campos cuando al caer la tarde el sol baja en silencio ocultándose lento.
De naranja el cielo, se va cubriendo todo, nadie marcha caminos, los pastos son desiertos.
Poco a poco sin  penas, gradualmente sin prisas los brillos se ocultan, la oscuridad es reina.
En el cielo la luna brilla con las estrellas, las "tres Marías" sonríen esperando mas noche,
la "Cruz del Sur" se asoma  señalando el sendero, el "Lucero" no llega porque aún no es el alba.
Son mas tristes los campos porque cayó la tarde pues se han quedado solos no los habita nadie,
solo hay algunas lechuzas,  haciendo equilibrio sobre el alambre fino que divide las tierras,
se mantienen "en guardia", oteando desde lo alto buscando hallar respuestas en la cerrada noche
a su lánguido canto.Permanecen estáticas, como si su presencia marcaran puntualmente,
los sitios del encuentro. Acaso sin quererlo, son  los testigos mudos que observan a la luna
jugar con las estrellas.
Mientras pasan oscuras,las horas de la noche donde el ritmo parece ser triste y solitario porque
ya todos duermen.El sol se ha ido marchando detrás de otras quimeras y ahora ya lejano
detrás del horizonte seguro  está en un sitio donde otros le sonríen, mientras aquí en la Pampa
el paisaje está quieto dormitando en silencio. Ali.

Antoine de Saint-Exupéry

“What is essential is invisible to the eye.”